Movilidad eléctrica: clave para la sostenibilidad y la resiliencia de RD

Movilidad eléctrica: clave para la sostenibilidad y la resiliencia de RD

Potencializar en esta década las acciones para frenar el cambio climático será crucial para que la temperatura global aumente menos de 1,5 grados, una meta que requiere reducir en un 45% las emisiones de CO2 para 2030

Poner el foco de atención en un crecimiento amigable, que tome en cuenta aspectos como la inversión en energías renovables, la apuesta por la movilidad sostenible y el ahorro del agua, debe ser prioridad para República Dominicana en busca de sostenibilidad y equilibrio ecológico en su ruta al progreso social y al crecimiento económico.

La sostenibilidad representa la alternativa para ser resilientes al cambio climático, considerado el principal desafío para el futuro de la vida en el planeta, ya que las emisiones de CO₂ aumentaron cerca de un 50% desde 1990, contribuyendo a un incremento en la temperatura mundial y dificultan alcanzar el objetivo del Acuerdo de París de mantener el calentamiento global por debajo de 2ºC.

Ahora, como nunca, los organismos internacionales insisten en la necesidad imperiosa de disminuir de modo efectivo las emisiones de gases de efecto invernadero, mediante la aplicación temprana de medidas para reducir las emisiones que producen algunos sectores, como el energético, la industria, el transporte, la agricultura y el manejo de desechos.

El superintendente de Electricidad, Rafael Velazco, recuerda que el sector transporte es responsable de más de una cuarta parte de las emisiones de gases de efecto invernadero, representan un 43%. Por esa razón, plantea que la electrificación del parque vehicular contribuirá a aminorar las emisiones de dióxido de carbono, permitirá al país un desarrollo más sostenible y lo hará más resiliente al cambio climático.

La mejora debe venir acompañada de un parque de generación eléctrica cada vez más descarbonizado.

Para Velazco, en la medida en la que el país logre reducir las emisiones contaminantes de dióxido de carbono, podrá tener una matriz más limpia, con una mayor integración de fuentes de energía renovable, lo que para una nación insular, significa también una mayor independencia energética.

Entiende que mientras más políticas sostenibles tenga el país y los vehículos eléctricos sean más de consumo masivo, habrá un mejor efecto.

“A medida que la integración de renovables sea más y más, o la energía, como el gas natural que es un combustible de transición, tenga un rol más preponderante dentro del sistema eléctrico, estaremos más cerca (de la sostenibilidad), porque no se hace nada con llenar el vehículo eléctrico con una planta de carbón”, explica. 

El superintendente de Electricidad, Rafael Velazco

El superintendente de Electricidad, Rafael Velazco, entiende que República Dominicana tiene un reto en cuanto a la integración de renovables. “Pero en la medida que vayamos avanzando y el parque eólico y el solar se modernicen, yo pienso que podemos lograrlo”.

El Ministerio de Energía y Minas (MEM) reafirmó, en una evaluación, que la movilidad eléctrica garantizará el ahorro y la eficiencia energética. Es un medio de transporte que ha demostrado ser el más eficiente para transformar la energía en movilidad sostenible, resalta Alfonso Rodríguez, viceministro Ahorro Energético del MEM.

“Después de liderar una mesa de trabajo con el Instituto Nacional de Tránsito y Transporte Terrestre (Intrant), reiteramos que estamos a favor de la eletromovilidad, ya que nos permite ser un país más sostenible y disminuye el impacto negativo al medio ambiente, lo cual nos ayuda a tomar acciones para ser más resiliente al cambio climático y sus efectos”, apunta Rodríguez.

Preservar el medio ambiente

Para República Dominicana es vital tomar acciones para frenar la contaminación y la emisión de CO2 a la atmósfera, debido a que el no hacerlo, podría traer consecuencias medioambientales que, según el ministro de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Orlando Jorge Mera, serían catastróficas para el país y el resto del mundo.

Dentro de las consecuencias más relevantes están: cambios en las precipitaciones, que provocan períodos de sequías e inundaciones más prolongados y extremos; fenómenos hidrometeorológicos más intensos y frecuentes, aumento del nivel del mar provocado por aumento de temperatura en los océanos, pérdida de capas de hielo en casquetes polares y erosión en las costas.

Además, provocaría un aumento de posibilidades de invasión de especies no nativas y exóticas, fragmentación de hábitats y pérdida de especies, el aumento de probabilidad de incendios forestales, enfermedades respiratorias y el deterioro de producción ganadera por estrés térmico.

“Por nuestra condición de país insular somos vulnerables a perder costas y desaparecer. Por esa razón, se tienen que propiciar acciones de mitigación y medidas de adaptación en los sectores de energía, transporte, ganadería, industrial  y gestión de desechos, a los fines de reducir las emisiones de gases efecto invernadero y ser resilientes a los efectos descritos arriba provocados por el cambio climático”.

Orlando Jorge Mera, ministro de Medio Ambiente.

De acuerdo con Jorge Mera, es importante conservar el medio ambiente, ya que todos los seres humanos viven en él. Por tanto, si se quiere asegurar la supervivencia y bienestar de las personas y del resto de seres vivos, se deben tomar acciones que estén enfocadas en su cuidado y protección.

“Hoy las decisiones que tomamos son fundamentales para buscar una solución a las grandes problemáticas que ponen en riesgo nuestra permanencia por las grandes amenazas climáticas, escasez de recursos y consternaciones sociales, en cualquiera de los casos la humanidad debe elegir su futuro”, destaca.

El ministro subraya que en la actualidad, los estudios y datos recogidos por la comunidad científica son una evidencia clara del deterioro que ha sufrido el medio ambiente, por lo que, revertir esta situación se ha convertido en algo esencial.

Otro factor de gran relevancia para Jorge Mera, es concienciar a todo el mundo sobre la necesidad de proteger el medio ambiente, la conservación de la biodiversidad para frenar la contaminación y promover el uso responsable de los recursos naturales.

“La movilidad eléctrica es una medida prioritaria para los países de América Latina y el Caribe como medio para descarbonizar el transporte y reducir la dependencia de los combustibles fósiles”, agregó.

El sector del transporte es responsable de casi una cuarta parte de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) a escala global, por lo cual, según el ministro de Medio Ambiente, se espera que las emisiones de GEI del transporte incrementen en casi en un 20% para 2030 y cerca de un 50% para 2050, a menos que se tomen medidas significativas.

El funcionario entiende que limitar el aumento de la temperatura global a menos de 1,5 grados centígrados requiere cambiar la trayectoria de emisiones del transporte, lo que implica desarrollar medidas de mitigación tales como la movilidad sostenible.

De acuerdo a boletín estadístico reportado por la Dirección General de Impuestos Internos (DGII), el parque vehicular de RD al cierre del año fiscal 2020, ascendió a 4.842.000 unidades, registrando un incremento de 4.5% con respecto al año anterior, equivalente a 207.491 nuevas unidades.

De estos datos arrojados, las motocicletas tienen la mayor participación con un 55.7%, seguido de los automóviles con un 20.5%. “Por lo que valoramos y damos apoyo desde el Ministerio de Medio Ambiente a la migración a  motocicletas eléctricas en los deliverys de colmados, exhortando a los otros establecimientos de expendios de alimentos que se unan a esta iniciativa”.

¿Está estancada la movilidad sostenible en RD?

República Dominicana cuenta con más de cuatro mil vehículos eléctricos, pocos en un parque de 5,152,448 unidades, ya que representan solo el 0.007% del total, de acuerdo a los datos de la DGII de 2021. También, en el país hay alrededor de 400 puntos de carga en todo el país que han sido instalados por Evergò, la empresa pionera en cargadores para vehiculos electricos, según datos de la Asociación de Movilidad Eléctrica Sostenible Dominicana (Asomoedo).

Pero la falta de una normativa legal que regule la movilidad eléctrica representa el principal obstáculo para el crecimiento del sector, que busca la sostenibilidad del transporte y un mayor cuidado del medio ambiente.

Aunque las autoridades, encabezadas por la Superintendencia de Electricidad (SIE), el Ministerio de Energía y Minas y la Comisión Nacional de Energía (CNE), habían anunciado que para finales del año pasado el país contaría con la modificación de la Ley 103-13 sobre incentivo a la importación de vehículos de energía no convencional y un reglamento que regule la movilidad eléctrica, aún no se tiene fecha para promulgar las nuevas piezas legislativas.

De acuerdo con el presidente de Asomoedo, Charles Sánchez, sin el reglamento, la movilidad eléctrica es limitada en el país, ya que todo debe estar claro y normado para que toda empresa que quiera involucrarse en el sector, tenga claro todo el esquema y sepa que puede invertir sin riesgo.

“Dentro de los grandes desafíos que enfrentamos ante la falta del nuevo reglamento, está la masificación de los puntos de carga y la regulación adecuada de la potencia eléctrica en los hogares para la carga de los autos eléctricos y, aunque valoramos lo que hacen la SIE y la CNE en pro del nuevo reglamento, aún no está aprobado y es lo que más se necesita ahora”.

Charles Sánchez, presidente Asomoedo.

Sánchez considera que el Estado debe ser el principal usuario e impulsor de la movilidad eléctrica, por lo cual, mediante Asomoedo han motivado a los presidentes del país para que asuman como prioridad la movilidad eléctrica, debido a que permite la reducción de la huella de carbono.

El superintendente de Electricidad adelantó en una entrevista para EH+ que la normativa que regulará el sector de la movilidad eléctrica, ya fue socializada con los grupos de interés del mercado. “Nos encontramos en la etapa de, junto al consultor que realizó dicho estudio, contestar cada una de las observaciones e inquietudes recibidas”, dice Velazco.

“Cuando culmine este proceso y tal y como lo requiere la regulación vigente, esta Superintendencia de Electricidad convocará a una audiencia pública a los fines de socializar con el público en general los detalles de la normativa. Luego, el Consejo de la SIE estaría deliberando la propuesta, así como toda la retroalimentación recibida a fin de, vía resolución, emitirla”, anuncia.

Las normativas irán a la calidad del servicio porque hoy día no hay una especificación técnica de qué tipo de cargador es posible traer y también tratará la rigurosidad de su instalación.

“Ha sido muy fructífera la socialización porque hay unos cargadores modernos de muy alta carga que el consultor no contempló en la propuesta y que ahora lo incluyó, porque hay muchos jugadores que lo tienen y lo van a instalar, entonces eso hay que considerarlo”, aseguró.

El viceministro Ahorro Energético del MEM explicó que, aunque  trabajan en la modificación de la Ley 103-13, han liberado el mercado para que todas las empresas que deseen vender energía vía las estaciones de carga, lo puedan hacer en las zonas de concesión de las distribuidoras de electricidad.

Por medio del Consejo Unificado de las Empresas Distribuidoras de Electricidad fueron desarrollados contratos especiales para las empresas que quieran instalar un cargador eléctrico y vender esa energía.

“La realidad es que nosotros hicimos algo para poder liberar el mercado, pero todavía no hay una reglamentación o una resolución que establezca cuál es la calidad del servicio de ese tiempo de carga. En otras palabras, usted paga como usuario pero no está escrito en una resolución de la SIE”.

Alfonso Rodriguez, viceministro Ahorro Energético del MEM

Sin embargo, resaltó que trabajan en ello y hay que establecer bien los términos, porque el usuario tiene el derecho de saber y tener por escrito lo que paga.

Según Rodríguez, como la tecnología avanzó más rápido que la regulación, las autoridades permitieron la  instalación de los cargadores eléctricos y establecieron un sistema en el que las distribuidoras no pierdan dinero. Aunque comercializan la energía a la tarifa BTS-2 (baja tensión simple), la cual permite que las distribuidoras ganen dinero, no es subsidiada ni la tarifa definitiva.

Más incentivos

El diputado Hamlet Melo, quien el año pasado sometió al Congreso Nacional una modificación a la Ley 103-13 con el objetivo de ampliar los beneficios a la electromovilidad, contó a EH+ que volvió a someter el proyecto en busca de lograr su aprobación en el nuevo ciclo legislativo que inició a finales de febrero. Asegura que el proyecto está muy avanzado y confía en que sea aprobado.

De acuerdo con Melo, la modificación pretende incentivar el uso de los vehículos eléctricos, ya que la presente ley no beneficia al consumidor. Además, sugiere que al tramitar la placa a un vehículo de motor, el peso sea de un kilo en adelante, lo que entiende, facilita que las motocicletas también puedan aplicar a esos beneficios que otorga la Ley 103-13.

“La electromovilidad es la nueva tendencia a nivel mundial, sobre todo por los beneficios medioambientales que ofrece y que garantiza una mayor sostenibilidad para el país. Con la aprobación del reglamento que  trabajan Energía y Minas y la SIE, solo faltaría que a la ley  le sean  aplicadas las modificaciones sometidas para mejorar la importación y el uso de vehículos eléctricos en el país”.

Hamlet Melo, diputado

Para el legislador, a corto, mediano y largo plazo, el Gobierno debe trabajar en políticas públicas que permitan reducir la contaminación ambiental y los gases de efecto invernadero, por lo que debe apostar a la movilidad eléctrica y la producción de energía con fuentes renovables, ya que son una alternativa que ayudan a que la sostenibilidad sea una realidad en República Dominicana.

Sugiere Campañas educativas de concientización sobre las ventajas de los vehículos eléctricos y los incentivos a obtener con la migración a ese tipo de movilidad sostenible. Además, recomienda que algunas instituciones del Estado cambien su flotilla por eléctricos.

Si bien las prioridades para el desarrollo de la movilidad eléctrica dependen de las circunstancias y las necesidades de movilidad, las estrategias internacionales, nacionales y locales juntas deben proporcionar un marco de políticas públicas coherente y consistente apropiado a nivel local para catalizar el desarrollo de la movilidad eléctrica sostenible.

Desarrollo sostenible y salud ambiental

De acuerdo al secretario ejecutivo de la Organización Latinoamericana de Energía (OLADE), Alfonso Blanco Bonilla, el planeta atraviesa una crisis climática y el calentamiento global es una realidad de la que se debe tomar plena consciencia.

Durante una entrevista exclusiva para EH+, Blanco Bonilla, sostuvo que mantener el calentamiento dentro de los niveles admisibles y establecidos en los acuerdos climáticos globales no es una opción, es una obligación.

 “Porque está en juego nuestra existencia y el bienestar de nuestra descendencia, por lo cual, no es una opción caprichosa, sino un compromiso que debe asumir toda la humanidad”.

Alfonso Blanco Bonilla, secretario ejecutivo de OLADE.

Para el experto internacional, las acciones climáticas son las respuestas y el camino para actuar ante esta emergencia climática. Adoptar hábitos de consumos sostenibles y responsables, profundizar las transiciones energéticas y ser más eficientes, es el aporte que todos los seres humanos deben brindar de forma individual y comprometida para la salud ambiental del planeta.

Recordó que los países de América Latina son muy vulnerables a los impactos del cambio climático y las economías se están viendo impactadas por estos efectos negativos, lo cual afecta la calidad de vida de la población.

“El cambio climático está produciendo una mayor ocurrencia de catástrofe y una alteración de los ecosistemas. Además, afecta la biodiversidad y todo nuestro entorno”, agregó.

Blanco Bonilla hizo énfasis en que el transporte representa aproximadamente el 40% del consumo de energía en América Latina y el Caribe, dependiendo fundamentalmente de los combustibles fósiles, por lo que, reducir esa dependencia de los fósiles y sustituir fuentes fósil en el consumo del transporte, es una necesidad para cumplir los objeticos climáticos.

El secretario ejecutivo de Olade ve la movilidad eléctrica como una de las soluciones, pero se debe hablar más de movilidad sostenible, que darle un enfoque tecnológico a este problema.

“Lo importante es reducir la participación de fuente fósil en el transporte. En matrices eléctricas con una alta palpitación de energía renovable, la movilidad eléctrica, claramente es una acción climática de gran impacto”, subrayó.

Efectos del cambio climático

La región del Caribe es una de las zonas más vulnerables a los efectos del cambio climático por su condición insular. En el caso específico de República Dominicana, está en el mismo trayecto de los huracanes, los cuales han aumentado su potencial destructivo en los últimos años, por la influencia del aumento de las temperaturas en el océano Atlántico.

El analista meteorológico Jean Suriel recuerda que, entre muchos otros efectos que provoca el cambio climático, está el aumento del nivel del mar, el incremento de las temperaturas, sequías e inundaciones más frecuentes.

Explica que como el planeta es un espacio interconectado por aire, mar y tierra, la excesiva emisión de dióxido de carbono (CO2) ha significado un aumento del efecto invernadero, lo que ha representado un aumento de las temperaturas y, a su vez, esto es reflejado en la formación de fenómenos extremos.

“Por ese incremento del calor, los huracanes son cada vez más poderosos y destructivos; las inundaciones son más intensas y las sequías son cada vez más frecuentes, lo cual afecta de forma directa a República Dominicana y los demás países del Caribe”. 

Jean Suriel, analista meteorológico

El nuevo capítulo del sexto informe de evaluación sobre el calentamiento global que presentó el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) en marzo, detalla que la crisis climática provocada por el ser humano ya  genera riesgos “inevitables” para la población y el medio ambiente.

Además, especifica que el colapso de los ecosistemas, la extinción de especies, las olas de calor mortales y las inundaciones están entre los “riesgos climáticos múltiples inevitables” a los que el mundo se enfrentará en las próximas dos décadas.

El analista meteorológico insiste en que las principales acciones para procurar la sostenibilidad y ser más resiliente a los efectos del cambio climático, son el ahorro energético, el racionamiento del agua potable, además de desarrollar una transición en la movilidad, la generación eléctrica y los procesos industriales, por ser los principales responsables de las emisiones de gases de efecto invernadero.

“Cambiar el transporte público de combustión por eléctricos o híbridos; instalar más parques solares y eólicos, pero, sobre todo, crear campañas de concienciación para que la población en general asuma el compromiso a disminuir el consumo de energía y que la movilidad sea responsable, son esenciales para alcanzar el desarrollo sostenible y la resiliencia ante el cambio climático y sus efectos negativos”, destacó. 

Suriel entiende que incentivar la importación y una disminución en el costo de los vehículos eléctricos, motivar a las empresas privadas a hacer el cambio de las flotillas vehiculares, masificar el transporte público eléctrico y crear conciencia desde las escuelas sobre este tema, son alternativas factibles de  implementar para descarbonizar el sector transporte y cuidar más el medio ambiente.

Consecuencias

Los recursos naturales pueden hacer más viable y cómoda la vida de la población humana. Sin embargo, en el equilibrio está la clave para proteger al medio ambiente. “Pero, por no hacerlo de forma correcta, el aumento del nivel del mar en el Caribe ya está ocurriendo de forma  gradual y será un golpe fuerte para el sector del turismo, pues muchas playas perderán terreno frente a las marejadas ciclónicas y por el deshielo en el Ártico y Groenlandia, zonas  al norte del Atlántico”, advierte Suriel. 

Destacó la resiliencia como la vía por la que República Dominicana deberá enfrentar los efectos presentes y futuros del cambio climático. “El panorama es desolador para nuestra región, por lo que debemos comenzar ya”.

El futuro de las ciudades costeras depende de las decisiones climáticas de hoy
Fuente: Climate Central

El no hacerlo, traería consecuencias graves al país, debido a que de modo lamentable, han sido desarrollados asentamientos humanos en zonas de gran riesgo como las riberas de los ríos y laderas de montañas. 

Esto representa un peligro permanente y la amenaza está latente. Es por eso que las autoridades gubernamentales, municipales, juntas de vecinos y organizaciones sociales deben coordinar programas de formación continua para que los habitantes de una zona estén actualizados en materia de gestión de riesgo.

Alcides Nova |

Alcides Nova es egresado de la Universidad Dominicana Organización & Métodos (O&M) y posee un diplomado en Energías Renovables en la Organización Latinoamericana de Energía (OLADE) y un diplomado sobre El Sector Eléctrico Dominicano, impartido por Edesur Dominicana. Además, está especializado en Economía y Finanzas.

Nova, quien es locutor y maestro de ceremonias, ha obtenido reconocimientos de importantes empresas relacionadas al sector energético por sus aportes a la sostenibilidad de República Dominicana.

Ha trabajado para importantes medios locales como: CDN canal 37, periódico El Nuevo Diario y elDinero.

También trabajó para Portal Movilidad, un periódico internacional especializado en movilidad eléctrica, siendo el periodista de RD de este importante medio.

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

combustibles TASA DE CAMBIO

COMPRA
VENTA
DÓLAR
RD$ 53.58
RD$ 54.88
EURO
RD$ 54.93
RD$ 58.33

combustibles COMBUSTIBLES

RD$ 293.60 GASOLINA PREMIUM
RD$ 274.50 GASOLINA REGULAR
RD$ 241.10 GASOIL PREMIUM
RD$ 221.60 GASOIL REGULAR
RD$ 147.60 GLP
RD$ 28.97 GAS NATURAL
RD$ 298.91 AVTUR
RD$ 192.11 FUELOIL
Share via
Copy link
Powered by Social Snap